Foros Blog Libro de visitas Favoritos

Introducción

Al menos dos de cada diez personas padecen alergias. Las causas más comunes de los síntomas de las alergias son los alimentos como cacahuate  o la leche. Así mismo, se presentan alergias estacionales como consecuencia de la hierba y el polen entre otros. Las alergias a animales como perros y gatos también pueden causar síntomas tales como picor en los ojos, estornudos, congestión nasal, y sibilancias, además de erupción cutánea y comezón en la piel.

Descripción

Las alergias son una reacción anormal del sistema inmunológico. Las personas que tienen alergias tienen un sistema inmunológico que reacciona de manera exagerada a una sustancia normalmente inofensiva que se encuentra en el medio ambiente. Esta sustancia (polen, moho, caspa de los animales, etc) se llama alergeno.

 

¿Qué sucede durante una reacción alérgica?

Cuando una persona está expuesta a un alergeno, una serie de eventos se llevan a cabo:

  1. El cuerpo comienza a producir un tipo específico de anticuerpo llamado IgE en contra de los alergenos.
  2. Los anticuerpos sujetan a un tipo de glóbulos llamado mastocitos. Los mastocitos se encuentran en cualquier parte del cuerpo como en las vías respiratorias o el tracto gastrointestinal (GI). La presencia de mastocitos en las vías respiratorias y tracto GI hace que estas áreas sean más susceptibles a la exposición al alergeno.
  3. Los alergenos se unen a la IgE, que se encuentra adherida a los mastocitos. Esto provoca una reacción que permite que los mastocitos liberen una variedad de productos químicos incluyendo la histamina, la cual es la causa de la mayoría de los síntomas de una alergia, incluyendo el goteo nasal o picor.

Si el alergeno está en el aire, la reacción alérgica probablemente se produzca en los ojos, la nariz y los pulmones. Si el alergeno es ingerido, la reacción alérgica se produce a menudo en la boca, estómago e intestinos. A veces una gran cantidad de productos químicos se liberan de los mastocitos para causar una reacción en todo el cuerpo, tales como urticaria, disminución de la presión arterial, shock o pérdida del conocimiento.

La mayoría de las alergias son heredadas, lo que significa que se transmiten a los niños por sus padres. Las personas heredan la tendencia a ser alérgico, aunque no a cualquier alérgeno. Cuando uno de los padres es alérgico, su hijo tiene un 50% de probabilidades de tener alergias. Este riesgo salta a 75% si ambos padres tienen alergias.

 

Síntomas

Los síntomas de la alergia se pueden clasificar como leve, moderada o grave (anafiláctico).

  • Reacciones leves incluyen los síntomas que afectan a una zona específica del cuerpo, como una erupción cutánea, picor, ojos llorosos, y la congestión nasal. Este tipo de reacciones leves no se propagarán a otras partes del cuerpo.
  • Reacciones moderadas incluyen síntomas que se extienden a otras partes del cuerpo. Éstos pueden incluir picor o dificultad para respirar.
  • Una reacción grave, es la llamada anafilaxia. Es una condición rara y pone en peligro la vida. En ella la respuesta a los alérgenos es intensa y afecta a todo el cuerpo. Se puede comenzar con la repentina aparición de picor de los ojos o la cara y el progreso en cuestión de minutos a síntomas más graves, incluyendo dolor abdominal, cólicos, vómitos y diarrea, así como diversos grados de inflamación que puede hacer difícil la respiración y la deglución. Confusión mental o mareos también pueden ser síntomas, ya que una de las causas de anafilaxia es una rápida caída de la presión arterial.

 

Tipos

Rinitis alérgica: Este tipo de alergia puede presentare tanto de manera estacional como durante todo el año, ya que su origen puede ser por diversas sustancias microscópicas que están presentes sólo en ciertas épocas del año como el polen, esporas, etc o algunas que siempre están como los ácaros del polvo, moho, caspa de los animales y las plumas.

El sistema inmunológico interpreta el alérgeno (polen, moho, caspa, etc) como un "invasor" y responde con la liberación de una sustancia química llamada histamina en el torrente sanguíneo. La histamina causa la inflamación (hinchazón y enrojecimiento) de los senos nasales y de las membranas mucosas de los ojos y provoca estornudos. La reacción de hinchazón está diseñada para bloquear y no permitir al alergeno entrar en el cuerpo, mientras que el estornudo es un método para expulsarlo fuera del cuerpo. La histamina también permite a los fluidos entrar en los tejidos nasales, dando lugar a congestión, picazón y secreción nasal.

 

Urticaria: es una zona de la piel con hinchazón de color rojo con o sin ronchas que aparecen de repente,  ya sea como resultado de la reacción adversa del cuerpo a ciertos alergenos o por otras razones.

La urticaria suele causar picor, además de que también puede quemar o arder. Puede aparecer en cualquier parte del cuerpo incluida la cara, labios, lengua, garganta o los oídos. Las zonas afectadas varían en tamaño desde un pequeño punto hasta aquellas que se unen para formar grandes áreas conocidas como placas. Pueden durar horas o hasta varios días antes de desaparecer.

Una variante de la urticaria es la angioedema, la cual  es similar, pero la hinchazón se produce debajo de la piel en lugar de en la superficie. La angioedema se caracteriza por una profunda inflamación alrededor de los ojos y labios. En ocasiones se presenta en los genitales, manos y pies. Por lo general dura más que una urticaria, pero la hinchazón generalmente desaparece en menos de 24 horas. Ocasionalmente la severa y prolongada hinchazón de tejidos puede ser desfigurante. De igual manera, en raras ocasiones, la angioedema en la garganta, lengua, o los pulmones puede bloquear las vías respiratorias, causando dificultades para respirar, lo cual puede poner en peligro la vida.

La urticaria y angioedema se forman  en respuesta a una reacción alérgica, cuando el cuerpo libera la histamina y el plasma sanguíneo sale de los pequeños vasos sanguíneos de la piel. La histamina es una sustancia emitida por células especializadas de la piel a lo largo de los vasos sanguíneos.

 

Dermatitis atópica o eczema: Es un grupo de condiciones médicas que hacen que la piel se inflame o se irrite. Atópica se refiere a un grupo de enfermedades heredadas a menudo con una tendencia a desarrollar otras condiciones alérgicas, tales como el asma y la rinitis alérgica. Con el tratamiento adecuado, la enfermedad puede ser controlada en la mayoría de los pacientes.

 

Conjuntivitis alérgica: Esta es una de las condiciones más comunes y tratables de los ojos en niños y adultos. A menudo llamada "ojo rojo", es una inflamación de la conjuntiva, el tejido que reviste el interior del párpado y ayuda a mantenerlo húmedo al igual que al ojo.

Virus, bacterias, sustancias irritantes (shampú, suciedad, humo, cloro de alberca), las enfermedades de transmisión sexual (ETS) o alergenos  pueden causar conjuntivitis. Las conjuntivitis causadas por bacterias, virus o las enfermedades de transmisión sexual se pueden propagar fácilmente de persona a persona, pero no es un riesgo grave para la salud si se diagnostica rápidamente. La conjuntivitis alérgica no es contagiosa.

Es importante saber si su ojo rojo es causado por alergia o infección, ya que cada estado tiene diferentes tratamientos.

 

Alimentos: La alergia a alimentos abarca una gran cantidad de ellos, desde leche, huevos, legumbres, trigo , pescado y mariscos, por mencionar algunos. Es de fundamental el poder identificar la causa de la alergia con su médico ya que puede llegar a causa anafilaxia lo que conduce a la muerte.

 

Fuente: Equipo Hablemos de Salud



Site Map | © 2010 - 2014 Hablemos de Salud | Diseño por Creative Technologies S.A. de C.V.