Foros Blog Libro de visitas Favoritos

Existen varios trucos de los que puedes echar mano para adquirir el hábito de tomar puntualmente tu fármaco.

En el sitio en donde acostumbras poner tu medicamento, coloca una notita con la hora exacta en que debes administrarlo
Deja tu medicina en un lugar al que recurras diariamente por ejemplo donde acostumbras dejar tus llaves, tu portafolios o junto a tu cepillo dental
Programa la alarma de tu reloj o de tu teléfono celular justo a la hora en que debes tomar tu fármaco
Si tienes que tomar tu medicamento dos o tres veces al día, reparte tus dosis para traer unas píldoras contigo en tu bolsillo o dejar una parte en la oficina y otra en casa
Si el médico ha indicado que tomes tu pastilla durante la noche, no olvides dejar en tu buró o mesita, tu dosis junto a una jarra o botella con agua
Pide ayuda a tus familiares o a una persona de tu confianza que te recuerde tomar tu medicamento
Si tienes una reacción desfavorable o incómoda luego de tomar tu medicina, consúltalo inmediatamente con tu médico. Muchas personas dejan de tomar su medicamento por producirles malestar, sin saber que tal vez necesiten una dosis menor o un cambio de sustancia activa.

Omitir la toma de una de tus dosis por un olvido no es tan importante, pero cuando se olvidan constantemente tu tratamiento no es el más adecuado para el control de la diabetes. Debes hacer un esfuerzo para recordar las horas exactas de tus tomas y hablar con tu médico cuando las olvides.
Fuente: Departamento de Comunicación y Contenido, TodoEnSalud.org




Site Map | © 2010 - 2013 Hablemos de Salud | Diseño por Creative Technologies S.A. de C.V.