Shock

El shock se presenta generalmente con heridas graves

El shock se presenta generalmente con heridas graves, o estados emocionales de depresión. Puede también presentarse después de una infección, dolor intenso, ataque cardíaco, postración por calor, envenenamiento por comidas o productos químicos, o quemaduras extensas.

Signos de shock

Signos de shock

Manos frías y húmedas con gotas de transpiración en la frente y palma de las manos.

Cara pálida.

Quejas de la víctima al sentir escalofríos, o aún temblores debido al frío.

Frecuentemente: náuseas o vómito.

Respiración muy superficial y rápida.

Salve la vida previniendo el shock

Salve la vida previniendo el shock

  • Corrija la causa del shock (hemorragia).
  • Mantenga a la víctima recostada.
  • Mantenga las vías respiratorias abiertas.
  • Si la víctima vomita, voltee la cabeza de la víctima hacia un lado. Esta posición facilita la salida del vómito o secreciones.
  • Eleve los pies de la víctima, si no hay fractura.
  • Mantenga la cabeza de la víctima más baja que los hombros.
  • Mantenga a la víctima abrigada si el clima es húmedo o frío.
  • Dele líquidos que tomar (té, café, agua, etc.), si la víctima puede pasarlos sin dificultad.
  • Aliente a la víctima.
  • Nunca administre bebidas alcohólicas.
  • No administre líquidos a personas que estén inconscientes.
  • No administre fluidos a personas en que se sospecha una herida en el abdomen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. INFORMACIÓN